La gastronomía cordobesa debe buena parte de su riqueza y valor a la excelencia de los vinos de Montilla-Moriles. Una visita a la ciudad quedaría incompleta sin sumergirse en la historia, elaboración y variedad de sabores y aromas de sus caldos.
En pleno corazón de la Judería, y a escasos metros de la Mezquita de Córdoba, se encuentra La Taberna El Nº 10, un espacio privilegiado y singular que ofrece a sus clientes un marcado carácter pedagógico en torno al vino unido a una cocina tradicional reinterpretada.

cierre